Varices dolor pierna izquierda 4d

Se hace más elástica y distensible debido a que las células musculares de sus paredes aumentan de tamaño y las fibras de colágeno que contienen también se alargan y separan entre sí.También se produce un cambio de coloración de las mucosas de la vagina y de la vulva, su tono rosado pasará a ser rojo-purpúreo.En estas modificaciones, desempeñan un papel fundamental los cambios hormonales: La vagina aumenta su tamaño en anchura y longitud.Las varices vulvares, suelen ir acompañadas de incomodidad, sensación de pesadez en la zona genital, a veces prurito e incluso dolor.Las varices vulvares o vulvo perineales son dilataciones varicosas de las venas superficiales de la vulva y periné que aparecen como consecuencia de los cambios que suceden en la gestación, más concretamente alrededor de las .Para evitar infecciones por hongos conviene que utilices ropa interior de algodón y limitar el uso de protectores (protege slips y/o compresas), tampoco conviene que utilices ropa interior tipo tanga. Si se dieran síntomas como picor, quemazón o irritación debes consultar al medico o matrona.Se observan como protuberancias azuladas que al ir avanzando el embarazo se van congestionando y aumentan su tamaño.Asearse adecuadamente no significa hacer lavados vaginales; todo lo contrario, hay mujeres que introducen productos en al vagina (antisépticos, jabones…) con el riesgo de alterar la flora vaginal que protege de infecciones.El aumento de riego sanguíneo hace que las paredes de la vagina al igual que las del cuello del útero produzcan mayor secreción lo que determina la leucorrea gestacional que, puede ser lechosa y fluida o más espesa, está secreción o flujo, aunque fisiológica, es capaz de alterar la comodidad de la embarazada requiriendo más cuidados higiénicos.Uno de los órganos protagonistas de la gestación es el útero, por tanto es uno de los que más cambios experimenta.En ocasiones, enfermedades que existen antes del embarazo se pueden agravar y excepcionalmente pueden aparecer patologías propias de la gestación.

Desde las primeras semanas del embarazo, la zona genital va a sufrir una serie de cambios.Los vasos sanguíneos de la vagina, al igual que en el cuello del útero, se dilatan a la vez que se forman nuevos.Lavarse una o dos veces al día es suficiente, descartando las duchas vaginales: la vagina se limpia sola.Como bien sabes, el embarazo no es una enfermedad, sino un estado fisiológico que acarrea determinados cambios físicos, funcionales y psicológicos para adaptarse a la nueva situación, que aun siendo normal, ejercen una sobrecarga que va a ser percibida de forma diferente por cada mujer embarazada.Si se te detecta una infección vaginal, el médico te recetará un tratamiento y te recomendará un producto específico para la higiene íntima (solución limpiadora sin detergente, podrá ser de tomillo, bardana, árbol de té…) y te insistirá en los hábitos higiénicos adecuados.